Osorezan, el monte del miedo en Japón

El Monte Osore, o en japonés “Osorezan” (恐山) en un monte sagrado que se encuentra en la prefectura de Aomori, al norte de Japón. Este lugar es considerado como “la puerta al inframundo”, ya que tiene un ambiente realmente místico, repleto de colores grises y de zonas con significados que están fuertemente ligados a la mitología popular y a la simbología budista.

Monte Osore – Foto: Japanexperterna vía Flickr

El monte Osore, ubicado en el centro de la península de Shimokita en Aomori, es uno de los lugares más sagrados de Japón. Su intensa actividad volcánica hace que el misticismo sea aún más fuerte. Los paisajes son áridos, y en estos se puede ver una extraña mezcla de pastizales con tierras grises y melancólicas.

Foto: Japanexperterna

Las rocas volcánicas, sus charcos burbujeantes y esa atmósfera de tiniebla nos hacen entender por qué lo llaman el “monte del miedo”. Sin embargo no todo queda ahí, en este monte también existe un lago llamado “Usori” que apunta al Rio Sanzu. Según la tradición budista es por donde pasan las almas para llegar al más allá.

Foto: Japanexperterna

En cada rincón del monte abundan las estatuas Jizo, deidades que se cree que protegen las almas de los niños y los viajeros. Por otra parte a orillas del lago está el templo Bodaiji, el lugar de referencia y el punto turístico más importante de estas tierras, en donde se realizan distintos festivales. Uno de los más importantes es el que se celebra del 22 al 24 de julio. En este festival participan las Itako, mujeres ciegas que se cree que tienen el poder de comunicarse con el más allá, y hacen adivinaciones a los turistas que visitan el monte durante esas fechas.

Templo Bodaiji – Foto: Japanexperterna

El Monte Osore fue descubierto hace más de 1000 años por un famoso monje budista llamado Ennin, que eligió dicho lugar para difundir el budismo, aprovechando su ubicación tan especial para la mitología popular, ya que según estas creencias es exactamente ahí donde van las almas de los difuntos para luego pasar por el Rio Sanzu. Este monje buscaba un lugar espiritual y único que represente al mundo de Buda.

Foto: Japanexperterna

Hoy en dia el Monte Osore está entre los lugares más espirituales de Japón, y además de su misticismo ofrece varias atracciones para los turistas que lo visitan. Por ejemplo, además de visitar el templo Bodaiji y contemplar paisajes exóticos, en este monte también se puede disfrutar de las relajantes aguas termales y algo de comida típica. Lo que hay que tener en cuenta es que al ser una zona muy nevada, el monte solo recibe visitas desde mayo hasta octubre, que es cuando hace buen clima.

¿Qué opinas de este lugar tan espiritual?

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Una idea sobre “Osorezan, el monte del miedo en Japón”