10 Curiosidades del mundo Samurai

Durante la época feudal de Japón existió una clase de guerreros que servían al país con el filo de sus espadas. Estos eran los famosos Samurai. La antigua y tradicional milicia del país nipón, que gobernó por muchas eras creando una historia llena de acontecimientos interesantes. Así que para conocer un poco más sobre estos emblemáticos guerreros japoneses, en esta oportunidad te invito a conocer 10 curiosidades sobre ellos.

Actores representando a guerreros samurai en Kioto – Foto de: Japanexperterna

1- El código samurai

Los guerreros samurai tenían un código ético de conducta que exigía por sobre todas las cosas honor y lealtad. Este código se llamaba “Bushido“, y ellos debían vivir teniendo muy presente los términos que proponía este. El bushido está compuesto por siete “virtudes”, las cuales son “Justicia“, “Coraje“, “Benevolencia“, “Cortesía“, “Honestidad absoluta“, “Honor” y “Lealtad“. Sin un guerrero quebrantaba alguno de estos principios podía ser condenado a realizar seppuku (ritual suicida).

2 – Las armas y el arte de la guerra

Los samurai disponían de distintas armas que usaban en los combates. Siempre estaban armados, y las tres armas que portaban sin falta eran las espadas “Katana“, “Wakizashi” y “Tantō“. La katana era la espada más larga de estas tres, y seguramente la que más utilizaban. El wakizashi era similar a la katana, pero un poco más corto, ya que se utilizaba para pelear en espacios pequeños. El tantō era un cuchillo o espada muy corta que se utilizaba para pelear en caso de que el guerrero perdiera sus espadas principales, o cuando un samurai tenia que cometer seppuku. Por otra parte utilizaban otras armas, pero estas se reservaban para enfrentamientos complicados como guerras. Algunas de estas eran la lanza (Yari), el abanico de metal (Tessen), el arco de flechas (Yumi) y espadas largas como la naginata y el tachi. Los samurais entrenaban distintas artes marciales que se especializaban en el manejo de cada una de estas armas, y así lograban tener una preparación más que completa para combatir en las batallas.

3- Formación en actividades culturales

Los samurais no solo se dedicaban a servir en las batallas, o entrenar en el manejo de la espada, sino que también estudiaban distintas disciplinas que hoy en día forman parte de la cultura japonesa. Algunas de estas eran la ceremonia del té, la caligrafía, los arreglos florales, e incluso practicaban muy a menudo la meditación. Con todo esto intentaban alcanzar la tranquilidad espiritual y complementar la filosofía de todas estas artes junto a sus conocimientos en el arte de la guerra.

4- El honorable ritual del suicidio

Si bien es algo que a los occidentales que visitaron Japón durante aquellas épocas les resultó algo muy impresionante y hasta incluso innecesario, los samurais veían al suicidio como una forma de morir con honor. A esta práctica se la conocía comúnmente como “Seppuku” o “Harakiri“, y los guerreros lo llevaban a cabo en el momento en el que creían que habían perdido el honor, o que habían faltado a alguna de las reglas del bushido. Era todo un ritual, en el cual el samurai se quitaba la vida en público utilizando un kimono de color blanco en un lugar especialmente decorado con biombos y plataformas que representaban a un espacio “puro”.

5- Los samurais vagabundos

En el Japón feudal también existieron los samurais vagabundos. A estos se los llamaba “rōnin“, y eran samurais que por distintos motivos sus clanes caían en la ruina y ellos terminaban en una situación de miseria y por lo tanto tenían que vivir como “ex-samurais” sin ningún amo al que pertenecer. Se dedicaban a hacer trabajos como mercenarios o los contrataban para que pelaran en batallas. Podríamos de decir que en muchos casos eran “usados” por otros clanes que se aprovechaban de su situación. Los rōnin buscaban constantemente la oportunidad de ser parte de un nuevo clan, y así volver a convertirse en verdaderos samurais. Es por eso que se prestaban para todo tipo de trabajos o misiones (muchas de estas como mercenarios) y así así lograr tener más oportunidades de ser admitidos en un clan. Los que no lograban ser admitidos, tenían que seguir viviendo como samurais vagabundos y realizando trabajos indecentes. El  rōnin más famoso es Miyamoto Musashi, que logro llegar a ser un importante guerrero y así dejar su marca en la historia japonesa luego de vagabundear por mucho tiempo y participar en muchas batallas importantes.

6- La vestimenta y accesorios

Los samurais contaban con varios tipos de vestimentas y accesorios. La ropa que usaban normalmente era un kimono y una hakama (pantalónes anchos y abombados como los de la imagen) y unas sandalias de madera (Geta). Pero en ocasiones más formales utilizaban también una chaqueta más sobre el kimono y la hakama a la cual se la conoce como “Kamishimo“. Por otra parte en las guerras utilizaban las típicas armaduras que todos conocemos por las películas o videojuegos, las cual estaban compuestas básicamente por un casco o “Kabuto“, una mascara o “Menpō“, una pechera, y un par de hombreras junto a protectores para brazos, piernas y pies. ¡Era muy completa!. En cuanto a los accesorios, los samurais solían llevar varios dependiendo de la ocasión, pero normalmente siempre tenían consigo un trozo de papel llamado “Kaishi” (懐紙) que guardaban dentro del kimono, y lo usaban para limpiar la sangre que podía quedar en su espadas luego de un enfrentamiento. También tenían colgado en su cinturón un accesorio similar a una pequeña caja llamado “inrō”, en el cual solían guardar tabaco, tinta o medicinas, ya que sus ropas no tenían bolsillos.

7- Las mujeres samurai

En muchos casos, las esposas o hijas de los guerreros samurais también tuvieron que aprender a defenderse en aquellos momentos en los que el marido o padre estaba fuera de su casa en tiempos de guerra. Obviamente esto no significaba que tenían que tener todo el entrenamiento de un samurai, o que debían convertirse obligatoriamente en guerreras. Sino que, simplemente por seguridad, algunas de las mujeres de las familias samurais terminaban aprendiendo el uso de ciertas armas como la naginata o el yari, ya que eran muy efectivas para la lucha a distancia. De esta manera, si las familias quedaban solas por un largo periodo, podían defenderse y cuidar a sus hijos y hermanos por ellas mismas, sin necesitar protección externa. También se sabe que han habido mujeres samurai, que al igual que los hombres iban a las batallas como la famosa guerrera Tomoe Gozen, que peleó en las guerras genpei durante el periodo Heian.

8- La homosexualidad

En en la era de los samurais normalmente no había prejuicios contra la homosexualidad, ya que por muchos años dentro de la milicia existían prácticas o tradiciones como el “Shudō“, en la que un joven samurai aprendiz debía mantener una relación amorosa por varios años con otro hombre de rango superior, quien lo entrenaría especialmente para que sea un buen guerrero. No obstante, durante el comienzo de la era Meiji en 1868, Japón se abrió poco a poco a la influencia occidental y estas prácticas homosexuales comenzaron a ser sancionadas. Existe una película de samurais llamada “Gohatto Taboo” filmada en 1999, en la cual se muestra claramente como eran estas prácticas entre samurais.

9- Los niños samurai

Los niños que nacían en familias de la clase samurai comenzaban sus entrenamientos desde muy jóvenes. Poco a poco se les iba inculcando los valores del bushido, y se les enviaba a estudiar las disciplinas como la caligrafía, la ceremonia del té y la meditación. Cuando cumplían la edad de siete años ya podían vestirse con hakamas, pero aún no eran reconocidos como adultos, por lo que solo podían practicar con replicas de espadas en madera y nada más. Cuando cumplían recién los 15 años de edad, pasaban por una ceremonia llamada “Genpuku” a través de la cual les daban sus primeras espadas, les permitían usar ropa de adulto y además les cambiaban el corte de pelo. En esta ceremonia también se les concedía el derecho de casarse y a la vez les otorgaban todas las responsabilidades de un adulto.

10- Samurais famosos

Hay muchísimos guerreros samurai que formaron parte de importantes acontecimientos históricos, o que dejaron algún legado importante en Japón. Si tendríamos que nombrar a alguno, podría ser el ya mencionado anteriormente Miyamoto Musashi, que fue uno de los guerreros más famosos de Japón, o bien a Tokugawa Ieyasu, quien inició el Shogunato Tokugawa. También no se puede dejar de citar a Toyotomi Hideyoshi, quien unifico el país nipón con sus políticas pacificas, o bien el gran Saigō Takamori, famoso por ser considerado como “el último samurai”.

 

¿Que te han parecido estas curiosidades?

Si te gustó el artículo no dudes en compartirlo en tus redes sociales favoritas para que otros amantes de la cultura japonesa puedan leerlo. 😉

19 comentarios




  1. Cualquier artículo sobre samuráis merece ser leído, y este en concreto es una muy buena aproximación a su historia. Algún pedante te sacará algún pequeño error, pero de verdad que puedes estar orgulloso de la entrada del blog. Felicidades.

    Responder



  2. Muchas gracias por el articulo, es muy interesante!! Me encanta la época del Japón Feudal, es mi favorita!!

    Responder

  3. Y la gente intentando convencerme de que el Seppuku y el Harakiri no eran lo mismo, ahora tengo evidencia! XD
    Pues no sabía que el movimiento que hacían al enfundar se llamaba así, muchas racias por el artículo! 😀

    Responder

  4. Gracias! Lo del Bushido preferí no incluirlo ya que es un tema que vengo redactando en varios artículos. En esta ocasión me pareció mejor poner temas que si bien he mencionado en posts anteriores, nunca había escrito mucho sobre ellos. Gracias por pasarte! 🙂

    Responder

  5. wow! super interesante! Casi todas me sorprendieron. 🙂 Te faltó poner algo sobre el Bushido.

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *